728x90 MMVTA_Hortanoticies_concienciacio¦ün_728x90px

Dos personas detenidas por la comisión de estafas y hurtos en municipios guipuzcoanos y vizcaínos

Ayer por la tarde la Ertzaintza detuvo en Zarautz a un joven de 24 años y a una mujer de 43, acusados de varios delitos de estafa. Los arrestados se dedicaban a cometer hurtos al descuido y estafas en establecimientos comerciales.
A las cuatro y cuarto de la tarde de ayer la propietaria de un establecimiento comercial ubicado en Getaria informaba a la ertzaintza acerca de dos personas, un varón y una mujer, los cuales le habían sustraído cincuenta euros utilizando el engaño. Según la víctima esas dos personas accedieron al establecimiento y, tras comprar un par de productos, abonaron la cuenta con un billete de cien euros. Seguidamente, utilizaron artimañas para confundir a la dependienta con los cambios y se marcharon del local llevándose 50 euros que la mujer comprobó al hacer un arqueo de la caja. La víctima alertó a la Ertzaintza facilitando la dirección y los datos del vehículo en el que habían huído los sospechosos.

Una patrulla interceptó el turismo en la N-634 en el término municipal de Zarautz y, tras efectuarles un registro, localizaron entre sus pertenencias y en el propio coche alrededor de tres mil euros, productos de belleza, artículos de limpieza y alimentos delicatessen, cuya procedencia se investiga. Las dos personas fueron detenidas por un delito de estafa. Una vez en comisaría, los agentes encargados de las diligencias tuvieron conocimiento que sobre la mujer constaba una requisitoria de un Juzgado de Madrid y que ambas personas eran sospechosas de haber cometido varias estafas y hurtos en la demarcación de la Comisaría de Balmaseda, donde se habían recogido cuatro denuncias por hechos similares.

Asimismo, durante la tarde-noche de ayer otros dos comerciantes interpusieron denuncias en comisarías de la Ertzaintza informando sobre la actividad ilícita que habían cometido dos personas en sus establecimientos. En una carnicería de Azkoitia, una mujer con las mismas características que la anterior entró y realizó un pedido de comida preparada. Al mismo tiempo pidió a la dependienta que le pusiera otro paquete con alimentos que se encontraban en la cámara frigorífica. La dependienta tuvo que dejar durante unos instantes el mostrador sin vigilancia y cuando volvió se dio cuenta de que la clienta había abandonado el local con las viandas preparadas anteriormente sin abonar la cuenta.

Otra comerciante de Zarautz se percató de las prácticas sospechosas de las dos personas que pretendían confundirle con los cambios y que tuvieron que abandonar el establecimiento sin lograr su propósito.

Valencia noticias Noticias de Valencia, Castellón y Alicante Periódico, prensa digital valenciano, Noticies en Valencià, noticias nacionales e internacionales.

Leave a Reply

Your email address will not be published.