El Estado Islámico detonó siete coches bomba dejando más de 20 muertos en Ramadi, Irak

Valencia Noticias | Agencias.- Siete fueron los atentados suicidas con coches bomba que se registraron este miércoles en forma casi simultánea en la ciudad iraquí de Ramadi, ubicada a 11o kilómetros al oeste de Bagdad, en un ataque coordinado del grupo terrorista Estado Islámico (ISIS en su denominación en inglés), según indicó la Policía de Irak.

Al menos 20 personas murieron y otras 40 resultaron heridas en los atentados, de acuerdo con un primer balance de la Policía y de fuentes sanitarias de Ramadi, capital de la provincia de Al Anbar. Las víctimas fueron miembros de las fuerzas de seguridad, milicianos chiíes y combatientes de tribus suníes afines al Gobierno iraquí,

“Hacia las 07:00, hora local, el Estado Islámico lanzó siete ataques con kamikazes que conducían Humvees en las áreas de Hawz, Malaab, Toi, Albu Faraj y Albu Eitha”, precisó Mustafá Samir, responsable policial.

La ciudad iraquí de Ramadi es uno de los puntos de guerra entre EI y las fuerzas de seguridad. (Foto-AFP)
image-178714

La ciudad iraquí de Ramadi es uno de los puntos de guerra entre EI y las fuerzas de seguridad.

Las fuerzas del Gobierno luchan desde hace meses contra los yihadistas, que perdieron el control de las afueras de la ciudad y atacan con frecuencia a los cuerpos de seguridad en el centro.

La Policía señaló que además se produjeron enfrentamientos en varias zonas tras los atentados del miércoles.

Perfiles en redes sociales de seguidores del Estado Islámico indicaron que entre los suicidas había un belga, un sirio y un militante del Cáucaso.

Además de los ataques suicidas en Ramadi, la organización yihadista lanzó una gran ofensiva este miércoles para tratar de conquistar la ciudad kurda de Ras al Ain, situada en el norte de Siria junto a la frontera con Turquía, indicó una ONG.

“Combatientes del ISIS han lanzado un ataque de gran envergadura contra Ras al Ain, y han logrado tomar un pueblo cercano”, señaló el Observatorio Sirio de Derechos Humanos (OSDH).

Ras al Ain, en la provincia de Hasake, fue escenario de grandes combates en 2013, antes que las fuerzas kurdas echaran de la ciudad a los yihadistas vinculados con Al Qaeda.

Esta ciudad y los pueblos vecinos se hallan bajo control de las Unidades de Protección del Pueblo Kurdo (YPG), y los nuevos combates han dejado decenas de muertos en ambos bandos, dijo el OSDH, con sede en Gran Bretaña.

A su vez, un portavoz del Partido de la Unión Democrática, brazo político del YPG, confirmó los enfrentamientos.

La ofensiva se produjo semanas después de que los kurdos echaran al Estado Islámico de la ciudad siria de Kobane, ubicada más al oeste, también en la frontera turca.

Kobane, devastada luego de meses de combates y de bombardeos de la coalición internacional en apoyo a los kurdos, se convirtió en un símbolo de la resistencia antiyihadista.

Los kurdos y las fuerzas aliadas se han quedado desde entonces con el control de buena parte de las zonas rurales de la provincia de Alepo (en el norte de Siria), y presionan al este hacia la provincia de Raqqa, donde se halla la capital del autoproclamado “califato” del Estado Islámico.

Valencia noticias Noticias de Valencia, Castellón y Alicante Periódico, prensa digital valenciano, Noticies en Valencià, noticias nacionales e internacionales.

Leave a Reply

Your email address will not be published.