728x90 MMVTA_Hortanoticies_concienciacio¦ün_728x90px

La Comisión Europea (CE) propondrá este miércoles distribuir 120.000 demandantes de asilo

descarga (2)AGENCIAS La Comisión Europea (CE) propondrá este miércoles distribuir 120.000 demandantes de asilo llegados a Hungría, Grecia e Italia entre los 28 Estados miembros y pedirá a España que, de ese total, acepte a 14.931 refugiados, un 12,4%, más del triple de lo que le solicitó en mayo.

La cifra reclamada a España es la tercera más alta de la UE, detrás de Alemania (31.443 refugiados, un 26,2% del total) y Francia (24.031, un 20%) y es el resultado de un cálculo basado en cuatro criterios de distribución: la población, el PIB, el nivel de desempleo y el esfuerzo previo de acogida de cada país.

El presidente de la CE, Jean-Claude Juncker, presentará ésta y otras propuestas en el tradicional discurso sobre el “estado de la Unión” en el pleno de la Eurocámara en Estrasburgo.

Un sistema de reparto permanente
En concreto, Bruselas presentará tres medidas legislativas y una comunicación para reforzar el papel de la Agencia Europea de Fronteras Exteriores (Frontex) en los procesos de devolución de inmigrantes irregulares a sus países de origen.

El mecanismo de reparto temporal de 120.000 refugiados será una de esas medidas, que también incluirán una propuesta para crear un sistema de reparto permanente en situaciones de emergencia como la actual y una lista de Estados de origen seguros.

El sistema de reparto permanente estaba previsto para finales de año, pero la Comisión ha decidido adelantar su presentación a este miércoles ante la gravedad de la crisis, que ya se ha cobrado la vida de casi 3.000 personas en lo que va de año.

La propuesta comunitaria contempla la posibilidad de que algún Estado miembro no participe, pero deberá justificar debidamente tal decisión y podría ser penalizado por ello. Los países que sí acepten recibir a parte de estos inmigrantes contarán con una ayuda de 6.000 euros por cada refugiado reubicado en su territorio.

Una medida de carácter obligatorio
El Ejecutivo comunitario ha decidido mantener el carácter obligatorio de la medida, que ya intentó dar a su propuesta de mayo para la acogida de 40.000 refugiados, pese a las reticencias que han mostrado durante los últimos meses algunos países de la UE.

El presidente francés, François Hollande, que junto a la canciller alemana, Angela Merkel, se mostró partidario de instaurar un mecanismo “obligatorio y permanente” de reparto de refugiados para situaciones de emergencia como la actual, ya adelantó el lunes que Francia está dispuesta a aceptar la propuesta de la Comisión.

“Necesitamos cuotas vinculantes”, ha asegurado la canciller alemana por su parte, para precisar que el reparto debe decidirse según “ciertos criterios” para que sea justo, algo de lo que por el momento la Unión Europea (UE) está, según Merkel, “por desgracia, muy lejos”.

En el polo opuesto se encuentra la opinión del viceprimer ministro polaco, Tomasz Siemoniak, que ha pedido a Berlín que no dé lecciones de solidaridad.

España, que ha sido muy crítica con las cuotas obligatorias, ha rebajado el tono ante el recrudecimiento de la crisis y la presión ciudadana y ahora se muestra dispuesta a hacer un esfuerzo para acoger a más demandantes de asilo. No obstante, avisa de que este paso debe aún ser discutido con Bruselas e ir acompañado de los recursos y medios necesarios para proporcionar una vida digna a los refugiados.

De mantenerse la obligatoriedad, su aprobación requerirá una mayoría cualificada tanto en el Consejo de la UE como en el Parlamento Europeo mientras que en el caso del mecanismo temporal (para el reparto de 40.000 y 120.000 refugiados), la Eurocámara solo es consultada.

00.48 min
Las comunidades piden al Gobierno que concrete la cifra de refugiados y “celeridad” para su atención
Agilizar el proceso
En cuanto a la lista de países seguros, fuentes comunitarias han señalado que incluirá a los candidatos a entrar en la UE como Albania, Macedonia, Montenegro, Serbia y Turquía, así como Bosnia-Herzegovina y Kosovo.

El objetivo es armonizar las listas nacionales que ya manejan los veintiocho Estados comunitarios para agilizar el proceso de tramitación de demandas de asilo y acortarlo de seis meses a cinco días y, en su mayoría, facilitar el rechazo de solicitudes de personas que en realidad proceden de países en los que no corren peligro.

Todos los grupos políticos, incluido el Partido Popular Europeo, apoyan en la Eurocámara el enfoque de la Comisión Europea y reclaman mayor responsabilidad a los Estados miembros para hacer frente al drama de los refugiados.

La única excepción a la solidaridad del Parlamento con los refugiados y el apoyo a las políticas de Juncker provienen de los conservadores y reformistas de ECR y los eurófobos de Nigel Farage de la Europa por las Libertades y la Democracia Directa (EFDD).

El éxodo continúa
Mientras tanto, el éxodo de los refugiados de Oriente Medio desde Hungría hacia Alemania, a través de Austria, continúa por quinto día consecutivo, en medio de las críticas por las malas condiciones de acogida de los inmigrantes en este país. Un representante del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) ha instado en Budapest a las autoridades a que mejore las condiciones de vida en los centro de acogida, al tiempo que ha exigido que se agilicen los trámites de registro.

“Muchos permanecen en condiciones precarias en los puntos de recogida. Serían necesarias mejoras”, ha afirmado Vincent Cochetel, director de ACNUR para Europa, quien ha visitado varios centros para refugiados que llegan a Hungría a través de la frontera con Serbia.

Allí, el punto más caliente es la zona en torno a Röszke, donde este martes cientos de refugiados han huído corriendo de un puesto de registro, aunque pocas horas después han sido retenidos de nuevo por los agentes.

Más allá de realizarse en circunstancias “precarias”, como denuncian organizaciones humanitarias como Amnistía Internacional, el problema es que los refugiados no quieren someterse al proceso de registro que, de acuerdo con la legislación comunitaria, debe ser procesado en el país de entrada de los refugiados.

Sin embargo, los inmigrantes de Oriente Medio no quieren ser registrados en Hungría porque temen ser devueltos a ese país, incluso si logran llegar a Europa Occidental.

Familias enteras se resisten a los intentos de la policía húngara de reconducirlas al campo de Roszke01.16 min
Familias enteras se resisten a los intentos de la policía húngara de reconducirlas al campo de Roszke
El reparto en España
Aunque el Gobierno ha preferido esperar hasta conocer la cifra definitiva de refugiados que tendrá que acoger el país todo apunta a que estos se repartirán entre las comunidades autónomas en función del perfil laboral y necesidades de cada uno de ellos, así como de los recursos disponibles según avanzó el martes la consejera de Economía y Hacienda de Castilla y León, Pilar del Olmo, a la salida de la reunión extraordinaria de la Conferencia Sectorial de Inmigración, presidida por la ministra de Empleo, Fátima Báñez.

“Se van a distribuir las personas según sus perfiles por todo el territorio nacional, de manera que no se ha hablado de cuotas sino en función de lo que cada comunidad podamos ofrecer a esas personas”, indicó del Olmo, que ha asegurado también que la ministra les ha transmitido que “no se trata de un problema de dinero, sino de solidaridad y de personas”.

La consejera de Castilla y León ha señalado también que las comunidades autónomas tienen que hacer un inventario de sus recursos -sanitarios, educativos y vivienda, entre otros-, en colaboración con los ayuntamientos. “En las comunidades autónomas un asilado tiene derecho a sanidad, sus hijos menores de edad tienen derecho a educación y a los servicios sociales”, aseguró.

Valencia noticias Noticias de Valencia, Castellón y Alicante Periódico, prensa digital valenciano, Noticies en Valencià, noticias nacionales e internacionales.

Leave a Reply

Your email address will not be published.