El Ministerio de Industria cambia la estructura de los peajes para bajar la luz

descarga (1)El Ministerio de Industria, Energía y Turismo ha modificado la
estructura del componente regulado de la tarifa con el objetivo de que los
grupos de mayor consumo, como son las primeras residencias y
especialmente las familias con hijos, dejen de financiar la tarifa de la luz
de otros colectivos menos vulnerables como consumidores con segundas
residencias o con viviendas vacías.

Los peajes de acceso que sirven para pagar todas las actividades que
son necesarias para hacer llegar el suministro eléctrico hasta los hogares (transporte y distribución de electricidad, primas a las renovables, etc.), tienen a su vez dos partes: una fija que depende de la potencia
contratada y una variable que depende del consumo eléctrico de cada
consumidor. El Gobierno ha modificado la ponderación de estas dos partes para que no se penalice a los consumidores que más consumen, como se venía haciendo los últimos años.

El recibo eléctrico ha experimentado una fuerte subida en los últimos
años y su impacto ha sido mucho mayor sobre los hogares que más
consumo tienen. En el periodo 2004-2011 la factura media para las
familias con 2 hijos se ha incrementado un 67,2% (frente a un 62,3% de
media para los consumidores domésticos en ese periodo).

Para las segundas residencias y viviendas vacías, que tienen menos
consumo de energía, la subida media en ese periodo ha sido de 53,3%,
es decir 9 puntos menos que la media de los consumidores domésticos.
Esto es así porque una parte de los costes fijos del sistema eléctrico se
pagan en función del consumo y por tanto, la parte que le correspondería
a las segundas residencias y viviendas vacías, la están pagando las
primeras residencias que tienen un mayor consumo.

En las últimas órdenes de peajes, el Gobierno ha ido corrigiendo esta
situación de desequilibrio en la factura eléctrica desde las primeras
residencias y familias con hijos hacia las segundas residencias y
viviendas vacías.

peaje

En este sentido ha cambiado la ponderación entre la parte variable del
peaje (que se paga en función del consumo) y la parte fija (que se paga
en función de la potencia contratada), para dar cada vez más peso
relativo a ésta última:

Esta reponderación no supone un incremento de la factura, sino una
transferencia entre consumidores eléctricos a favor de aquellos que más
consumen, especialmente las familias con hijos.

Estos cambios ya han comenzado a tener impacto en la factura de las
familias. En 2013, año en el que la factura de un consumidor medio bajó
un 0,9%, la factura eléctrica para las familias con dos hijos se redujo un
3,1% frente a la subida del 3,4% de la factura de la luz para las segundas
residencias.

El Precio Voluntario para el Pequeño Consumidor, que marca el precio de la luz al que pueden acogerse la mayor parte de consumidores
domésticos, se calcula en base a los peajes de acceso –la parte regulada
del recibo, que fija el Gobierno y que tiene con un peso en torno al 55%  del total- y un término de energía, que es el coste de producir electricidad.
En la última orden de peajes que se ha publicado el pasado 1 de febrero
en el Boletín Oficial del Estado, se incluyen dos aspectos:

a) Un avance en esta reponderación, que no afecta a la factura, para dar
más peso a la parte fija del peaje y

b) Un incremento de los peajes para hacer frente al crecimiento de los
costes regulados. Este incremento de peajes, que afecta a todos los
consumidores, afecta en menor medida a los consumidores domésticos.

Valencia noticias Noticias de Valencia, Castellón y Alicante Periódico, prensa digital valenciano, Noticies en Valencià, noticias nacionales e internacionales.

HAZ UN DONATIVO: El periodismo independiente no se paga solo y la publicidad es solo de unos cuantos. Nadie nos dicta qué podemos publicar y qué no. Tampoco lo que tenemos que opinar o investigar. Es nuestro arma para acabar con la impunidad de los más poderosos.

Te necesitamos a ti también para seguir haciendo periodismo, libre e independiente. Las noticias son gratis, pero el periodismo no, ni para hacerlo ni para venderlo

Leave a Reply

Your email address will not be published.