Corea del Norte amenazó este miércoles con cancelar la cumbre prevista entre el líder Kim Jong-un y el presidente estadounidense Donald Trump si Washington sigue adelante con su demanda de que Pyongyang abandone unilateralmente su arsenal nuclear.

Si el gobierno estadounidense “nos arrincona y nos pide unilateralmente abandonar nuestras armas nucleares no vamos a tener ningún interés en las conversaciones y vamos a tener que reconsiderar si aceptamos la futura cumbre entre Corea del Norte y Estados Unidos”, declaró el viceministro de Relaciones Exteriores Kim Kye Gwan en un comunicado difundido por la agencia oficial KCNA.

Washington está presionando para que Pyongyang lleve a cabo una desnuclearización completaverificable e irreversible. Pero hasta ahora, Corea del Norte no ha dado ninguna señal pública de que vaya a hacer concesiones.

En la cumbre con el presidente surcoreano Moon Jae-in el mes pasado Kim Jong-un reafirmó su compromiso con una desnuclearización de la península de Corea.

 Pero esta frase es un eufemismo abierto a interpretaciones.

“Nosotros ya expresamos nuestra voluntad de una desnuclarización de la península de Corea y declaramos reiteradamente que Estados Unidos debe terminar con su política hostil hacia DPRK (acrónimo oficial de Corea del Norte, NDLR) y amenazas nucleares como condición previa”, dijo

En el pasado, Pyongyang ha pedido el retiro de las tropas estadounidenses estacionadas en Corea del Sur para proteger el país de su vecino, y un final del paraguas nuclear que presta Washington a su aliado.