El Ayuntamiento de Valencia tramitó 218.290 denuncias, lo que supone un incremento del 29% con respecto al año 2015

El Ayuntamiento refuerza los servicios para dar respuesta a la afluencia prevista. Policía Local.La presión policial sobre los vecinos de Valencia se incrementó el año pasado, aunque aún está muy lejos de las cifras de la etapa del PP al frente del Consistorio.

El Ayuntamiento de Valencia tramitó 218.290 denuncias, lo que supone un incremento del 29% con respecto al año 2015. Esto supone que la Policía Local denunció el año pasado a 598 infractores al día.

 Aún así, son cifras muy inferiores a las que se dieron durante la etapa de gobierno del PP al frente del Ayuntamiento, especialmente en los peores años de la crisis.

Por ejemplo, en el año 2008 se pusieron 524.649 multas, en 2009 fueron 429.697 y en 2010 se pusieron 374.867. A partir del año siguiente, las cifras se han mantenido más estables (229.816 en 2011, 272.134 en 2012, 248.260 en 2013, 206.932 en 2014 y 169.113 en 2015).

En cuanto al aumento registrado el pasado año con respecto a 2015, viene dado, principalmente, por la subida de las sanciones por exceso de velocidad, las cuales prácticamente se duplicaron. Solo entre enero y octubre se pusieron 12.932 sanciones por este concepto, tal y como informó este diario.

En este sentido, la concejala de Protección Ciudadana, Anaïs Menguzzato, ya advirtió que se iban a incrementar tanto los controles de velocidad como los de alcoholemia, por ser dos de las principales casusas de accidentes de tráfico en la ciudad.

Recaudación de un 37% de las denuncias

Traducido en cifras económicas, la recaudación de las sanciones en periodo de pago voluntario sigue siendo reducido.

Así, del total de denuncias, tan solo se han cobrado en periodo voluntario un 37%, es decir, 82.600 multas por valor de 5 millones de euros.

Gran parte de culpa de este nivel de recaudación lo tiene el hecho de que actualmente las sanciones que ponen los agentes a ciudadanos que están empadronados fuera del término municipal de Valencia no se pueden cobrar.

Por este motivo, el Ayuntamiento, a través de la concejalía de Hacienda y de Control Administrativo está ultimando un acuerdo con la Generalitat para poder ejecutar estos cobros a través del IVAT (Instituto Valenciano de Acción Tributaria). Un acuerdo que se hará efectivo a lo largo del presente año.

Además de los 5 millones de euros cobrados correspondientes al año 2016, el Ayuntamiento logró recaudar el año pasado otros 6,5 millones de euros correspondientes a embargos por multas impagadas desde el año 2008.

Valencia noticias Noticias de Valencia, Castellón y Alicante Periódico, prensa digital valenciano, Noticies en Valencià, noticias nacionales e internacionales.

Leave a Reply

Your email address will not be published.