banner-728x90 (1)

La Teleasistencia permite vivir en su hogar a 15.500 usuarios mayores que tienen ayuda ‘a un botón de distancia’

Valencia Noticias | Redacción.- Un total de 15.592 personas mayores que viven solas o están en situación de dependencia cuentan con atención sanitaria ‘a un botón de distancia’ gracias al servicio de Teleasistencia de la Diputación de Valencia, que permite mantener la autosuficiencia en el hogar a las personas de más edad y en muchos casos con movilidad reducida.

“Cada etapa de nuestra vida tiene unes necesidades diferentes y, cuando llegamos a cierta edad, la inseguridad de estar solos en casa nos preocupa y también a nuestras familias”, señala la diputada de Salud, Bienestar Social y Educación, Mercedes Berenguer. “Una de las mejores opciones para cubrir esta necesidad es lo que se conoce como ‘el botón’ o servicio de teleasistencia”, añade.

La diputada Mercedes Berenguer en el Centro de Atención de Atenzia.

La población de más edad se ha incrementado gradualmente en los últimos años y una buena parte padece trastornos crónicos como artrosis, problemas de circulación, dolor de espalda o huesos, que pueden llegar a limitar la actividad diaria o restar calidad de vida. El Servicio de Teleasistencia de la Diputación garantiza una mayor seguridad en casa, así como mayor independencia y tranquilidad.

Solo en 2016, el ente provincial dio de alta 2.236 dispositivos nuevos y destinó un presupuesto de 2,1 millones a este servicio -implantado en todos los municipios de la provincia de Valencia, salvo en la capital- que se acopla a la línea telefónica para conectar a sus usuarios a una central receptora de alarmas con tan solo pulsar un botón.

De esta manera, los vecinos de más de 65 años que viven solos o están convalecientes tienen garantizada atención sanitaria profesional ante cualquier emergencia las 24 horas del día y los 365 días del año, lo que contribuye a su tranquilidad y una mayor independencia a la hora de vivir en su domicilio.

Según explica Esperanza Vidal, directora territorial de la empresa prestataria del servicio, Atenzia, el 80% de los usuarios son mujeres, y más de la mitad (60%) tienen edades comprendidas entre los 80 y los 90 años. No en vano, el perfil mayoritario de los usuarios de la Teleasistencia es el de una mujer de entre 75 y 89 años, generalmente viuda, que vive sola y tiene ciertas dificultades de movilidad.

“Cada vez más se valora el ‘envejecimiento en casa’, que contempla positivamente cuestiones como la familiaridad que el propio hogar aporta a las personas mayores, la sensación de estabilidad de “estar en casa” que produce, y la autonomía y control que les otorga sobre su vida”, concluye la diputada Mercedes Berenguer.

Profesionales disponibles en caso de emergencia

Los dispositivos del servicio de Teleasistencia, que la Diputación ofrece a los municipios a través de Atenzia, son unos terminales sencillos que se instalan en el domicilio de las personas solicitantes, de manera que un transmisor acoplado a la línea telefónica les conecta con la central.

De esta manera, en una situación de emergencia, solo han de pulsar un botón que les permitirá contactar directa e inmediatamente con profesionales que proporcionan la respuesta más adecuada a la situación, movilizando en caso necesario recursos sanitarios, sociales y familiares.

En el Centro de Atención de Atenzia en Valencia, una veintena de profesionales reciben las llamadas, y también las hacen incluso a diario según la situación de los usuarios, con un tono calmado y amable que refuerza la sensación de seguridad que busca prestar el servicio.

“Solo pulsando un botón, tenemos la ayuda necesaria para superar cualquier obstáculo que se nos plantee en la vida diaria, apunta la diputada. El objetivo es que las personas mayores se sientan independientes y, al mismo tiempo, puedan conseguir ayuda en cualquier momento”, resalta Berenguer.

Dispositivos para monitorizar el entorno

Además del servicio básico de Teleasistencia, el Área de Bienestar Social de la Corporación completa su oferta con dispositivos “periféricos”, equipos que se instalan en los domicilios de los usuarios en adición al terminal habitual en función de las circunstancias especiales de cada persona y que monitorizan el entorno para garantizar la atención en caso de emergencia.

Estos dispositivos han permitido en muchos casos evitar situaciones de peligro, puesto que detectan tanto la acción –humo, fuego, gas- como la inacción –falta de movimiento o inactividad- y envían una señal al terminal de Teleasistencia, que entra en contacto con el centro de atención.

Cada uno de los dispositivos periféricos tiene una codificación diferente que permite a la operadora de la central identificar y diferenciar el tipo de peligro y actuar en consecuencia. En este sentido, a cada usuario se le informa del funcionamiento concreto de su dispositivo durante los procesos de instalación.

Los dispositivos periféricos destacan por su eficacia en alertar de peligros, que son tratados y evitados por los profesionales de la empresa concesionaria Atenzia. Asimismo, se revisan anualmente, pero si se detecta cualquier anomalía la empresa lo sustituye de manera inmediata.

“Ese valor que empieza a ser reconocido del hogar como espacio referente para un buen envejecimiento es un elemento imprescindible para que la sociedad aprenda a contemplar a los mayores como personas capaces de organizar su vida mientras siguen viviendo en un entorno conocido y confortable, como es  su casa”, concluye Mercedes Berenguer.

Valencia noticias Noticias de Valencia, Castellón y Alicante Periódico, prensa digital valenciano, Noticies en Valencià, noticias nacionales e internacionales.

Leave a Reply

Your email address will not be published.