El euro tocaba mínimos en 20 meses en las primeras operaciones del lunes en Asia, después de la renuncia del primer ministro italiano, Matteo Renzi, tras perder el referéndum sobre la reforma de la Constitución.

La moneda única comenzó a caer tras la publicación de los sondeos a boca de urna, después del cierre de los recintos de votación hacia las 22H00 GMT (07H00 en Tokio) que proyectaban que el no obtendría entre el 54% y el 60% de los votos.

El domingo en la noche Renzi pronunció un discurso en el que reconoció que el no “ganó en forma clara” y anunció su dimisión al cargo.

Hacia las 23H22 GMT (08H22 hora local) el euro tocó un nivel de 1,0506 dólares, frente a la cota de 1,0664 alcanzada el viernes en la operativa de Nueva York.

Este nivel marca un nuevo mínimo desde marzo de 2015 cuando la moneda única cayó a 1,0458 dólares.

Por otro lado el yen crecía y se cotizaba a 113,06 dólares, contra 114,05 yenes del viernes a la hora del cierre de la bolsa de Tokio. El euro también cedía con fuerza a 120,05 yenes, frente a una cota anterior de 121,85 yenes.

En la bolsa japonesa abría también a la baja, con el índice Nikkei 225 cediendo 0,41%, equivalentes a 76,16 puntos, a un nivel de 18.349,92 unidades, y el Topix caía 0,51% (-7,56 unidades) a 1.470,42 puntos.

Mientras que en China el índice SSE en Shanghai abrí con bajas del 1,08%.

También el mercado de futuros estadounidense vio una retracción de su índice S&P 500 ESv1 un 0,3% en las operaciones electrónicas.

La votación se convirtió en un plebiscito sobre Renzi quien decidió someter a referéndum los cambios que propone de la Constitución de 1948, entre ellos una drástica reducción de los poderes del Senado con el fin de facilitar la gobernabilidad y acelerar el proceso legislativo.

Los inversores de Europa temían que una victoria del “No” pudiera generar problemas para los bancos italianos, empujando a la eurozona a otra crisis.