Juan José Benítez: “En casi todas las apariciones los testigos aseguran que ven los cuerpos”

El escritor y periodista Juan José Benítez acaba de publicar ‘Estoy bien’ (Editorial Planeta 2014), un libro en el que reúne, a través de 160 casos, las investigaciones sobre casos de personas muertas que volvieron a ponerse en contacto con personas vivas, bien amigos o conocidos o familiares. Autor de la afamada saga ‘Caballo de Troya’, Benítez ha escrito 57 libros (incluido ‘Estoy bien’), que han sido traducidos a más de 10 idiomas.

Juan J. Benitez Interior
image-121148
Dada la apretadísima agenda de presentaciones y entrevistas que tiene el autor, tanto en España como en Latinoamérica, El Péndulo de VLCNoticias, se puso en contacto con el autor navarro, vía telefónica, para conocer las claves y misterios que rodean a los sorprendentes casos que plantea su último trabajo de investigación.

El Péndulo: Entre el tipo de comentarios que realizan los resucitados que aparecen, desde el más allá, ante sus familiares se encuentran “estoy bien”, “no te preocupes por mí” o “no estés triste”, ¿significa que nos quieren, o pretenden, aliviar sobre la posibilidad de que pensamos que están mal allí donde se encuentran?

Juan José Benítez: Pues no sé qué decirle. Me parece que todos los testimonios son auténticos. En mis investigaciones hay gente de todo tipo. Hay militares, personas sencillas, científicos, empresarios…, casi todos coinciden en una serie de frases y comentarios como los que usted menciona. Yo cito en mi libro, en un listado, muchas de las frases dichas por los aparecidos y podrá ver que hay frases de todo tipo pero… Sí, suelen decir en muchas ocasiones que están bien o están en un sitio que se encuentran bien. Puede que quieran trasmitir ése mensaje y también que quieran que sus familiares o seres queridos no se encuentren preocupados por ellos. En fin, no hay una explicación certera para la pregunta.

E.P.: En su libro refleja un caso ocurrido en la localidad de Alaquàs y otro en Valencia capital. El primero, ocurrido en 1975, narra como un joven siente la presencia de alguien junto a su cama y asustado se levanta y comienza a darle golpes. El joven se da cuenta que sus golpes atraviesan a la presencia y descubre que es su abuelo quien lo visita. ¿Éstas presencias son translúcidas, cuerpos transparentes con apariencia real?

J.J.B.: Sí, conozco el caso y lo recuerdo y…, puedo decirle que en la mayor parte de los casos tienen volumen. Son presencias que dejan sus huellas en la alfombra o dejan constancia de su fisicidad en las cosas. Hay casos que en lo que se cuentan que han notado la presencia de alguien en la cama y notan cómo se hunde el colchón. En el caso de Alaquàs la presencia no es tangible. En otras ocasiones la presencia toca la mano del testigo y éste nota que hasta frío.

El tema del frío es interesante porque muchos testigos sienten frío antes de que aparezca el resucitado o sienten frío cuando aparece el visitante. En el caso de Alaquàs, el joven descubre que es su abuelo cuando la presencia dice el nombre del joven y entonces se va. En casi todas las apariciones los testigos, y yo realicé muchas conversaciones e investigaciones, aseguran que ven los cuerpos y presentan volumen y forma de cuerpo. También los ven con sus ropas o pertenencias como relojes, gafas o anillos. Todo esto es una parte fascinante pero es imposible saber la correspondencia de ese volumen y el peso.

Benitez
image-121149

E.P.: ¿Por qué gran parte de estos acontecimientos ocurren de noche o muy de madrugada?

J.J.B.: Creo que es un momento en el que la gente está durmiendo, mucho más tranquila y de mucha relajación. Tampoco podemos saber bien si lo hacen por no molestar cuando hay mucha gente o si existe otra sensación de tiempo. Sí queda claro que suelen dirigirse a una persona en concreto o suelen aparecen cuando hay una persona. Tampoco podemos saber si las presencias eligen en particular la noche o un horario en concreto para hacerse visibles pero parece que el día no es el momento más indicado para mostrarse. Los casos son más numerosos por la noche que por el día, efectivamente.

E.P.: El segundo caso valenciano ocurre en la capital y afecta al hijo del famoso dibujante de cómic Manuel Gago García, creador del ‘El guerrero del antifaz’. En 1980 muere Gago García y su hijo se casa un año después. La noche 12 de febrero del ’82 Manuel Gago hijo toma la decisión de divorciarse y planteárselo a su mujer al despertar. A la mañana siguiente, su mujer le dice que pasó la noche hablando con el padre de él y que ella le ofreció café pero la presencia prefirió agua… Además de ser un caso muy especial, el resucitado tocó un vaso y bebió, ¿pueden las presencias realizar este tipo de actos como beber, comer…?

J.J.B.: Es un caso muy, muy interesante. Por la narración de la mujer he podido calcular que fue una larga hora de conversación. El resucitado invita a la mujer a salir del dormitorio sin que su marido se entere de lo que está ocurriendo. Respecto al vaso es una pena que no podamos tener pruebas de las huellas que pudo dejar la presencia. Me imagino que no estarían o… si hubo huellas, el vaso fue lavado y no quedaría nada de las posibles huellas o…, marca. Francamente nos movemos ante casos que la ciencia no puede resolver. Yo conversé con ellos, con el matrimonio, y ambos confirmaron los datos y me ofrecieron resultados valiosísimos.

Por ejemplo, ella dice que la presencia, antes de despedirse, le dio unas palmaditas en el brazo y ella sintió algo físico cuando la tocó y…, notó frío al ser tocada, es algo que le ocurre a mucha gente cuando están cerca de presencias o son tocados por un resucitado.

E.P.: En el caso de la familia Gago García, el padre deja un mensaje a su hijo, a través de su mujer, que usted no desvela, pero…, ¿las visitas son para saludar a sus familiares o para transmitir mensajes?

juanjosebenitez Interior
image-121150
J.J.B.:
Pues esa es una buena pregunta. En mis investigaciones hay casos de todo tipo, desde presencias que solo aparecen y se van, presencias que saludan a sus seres queridos, presencias que dejan un mensaje de bienestar o mensajes mucho más complicados en los cuales los resucitados alertan de hechos o necesitan que se resuelvan algunos conflictos que solo ellos conocen. Fíjate que en el primer caso, el del soldado Miguel París, el resucitado le indica un camino a Miguel para que salve su vida y muera en la nieve rusa. Miguel se salva gracias a un mensaje de ayuda, un mensaje que le indica el camino a seguir. No es un familiar, no es una persona íntima a quien el resucitado ayuda o trasmite un mensaje como ‘estoy bien’…, es un mensaje para que Miguel salve su vida y eso sí es sorprendente. Realmente el tema de los mensajes es muy interesante por la variedad y complejidad que tienen. Yo creo que todas estas manifestaciones pretenden decir que ‘ellos’ están vivos, de que hay algo más que lo que entendemos por vida. Hay comunicaciones que pueden parecer absurdas, otras pueden tener todo el sentido del mundo pero está claro que es una forma de decir, yo también estoy o puedo estar aquí.

E.P.: Precisamente uno de esos casos llamativos es el que usted titula ‘Orangel’, en el que un resucitado le dice a su familia sobre el lugar donde existe una cuenta bancaria que nadie de la familia conocía.

J.J.B.: Sí, es el caso con el que cierro el libro porque me parece muy complejo. El resucitado visita a su mujer y le dice que tiene que ir a Venezuela para recoger unos ahorros que él había depositado para sus hijos. Dio el nombre del banco, el nombre de la señorita que lo atendió y el número de cuenta. Pues bien, la viuda encontró el banco, encontró a la señorita y se confirmó que la cuenta existía; la mujer pudo recuperar el dinero que el muerto había dejado. Cuando hablé con ella no solo confirmé todo lo que me contó sino que tuve acceso a la documentación y a los datos bancarios. El muerto había dejado una herencia de 300.000 dólares y pude comprobar el expediente bancario y las firmas de la cuenta secreta. Cómo ve la documentación confirma algo real, la presencia también…, solo queda resolver si vienen o están aquí o van y vienen o… Aún no tenemos respuestas para muchas cosas.

E.P.: Muchas gracias por atender a nuestro medio, le deseamos mucho éxito y esperamos tenerlo de visita por Valencia para seguir investigando.

J.J.B.: Muchas gracias y…, siempre es un placer visitar Valencia.

El Péndulo de VLCNoticias/Jimmy Entraigües/Fotos: Web del autor y Editorial Planeta

Valencia noticias Noticias de Valencia, Castellón y Alicante Periódico, prensa digital valenciano, Noticies en Valencià, noticias nacionales e internacionales.

HAZ UN DONATIVO: El periodismo independiente no se paga solo y la publicidad es solo de unos cuantos. Nadie nos dicta qué podemos publicar y qué no. Tampoco lo que tenemos que opinar o investigar. Es nuestro arma para acabar con la impunidad de los más poderosos.

Te necesitamos a ti también para seguir haciendo periodismo, libre e independiente. Las noticias son gratis, pero el periodismo no, ni para hacerlo ni para venderlo

Leave a Reply

Your email address will not be published.