La Guardia Civil acusa a Trapero de inacción en conexión con Puigdemont y Junqueras

descarga (1)AGENCIAS La Guardia Civil sitúa al mayor de los Mossos Josep Luis Trapero, así como a los líderes de la ANC y Omnium, Jordi Sánchez y Jordi Cuixart, respectivamente, dentro del organigrama diseñado por la Generalitat de Cataluña para conseguir la independencia de esa comunidad autónoma.

La Benemérita argumenta sus conclusiones entre otras informaciones en un documento incautado el pasado día 20 de septiembre, denominado “EnfoCATs Reenfocando el proceso de independencia para un resultado exitoso. Propuesta estratégica”, intervenido en el registro del domicilio del número dos de Economía, Josep Maria Jové Lladó, por orden del Juzgado de Instrucción número 13 de Barcelona.

En dicho documento, que no está fechado, establece el camino diseñado por Junts Pel Sí tras las elecciones del 27 de septiembre de 2015 con diferentes escenarios y estrategias que conducen a un objetivo final: la creación de un Estado propio.

Una hoja de ruta de los soberanistas catalanas que apuesta, tras una declaración unilateral de independencia (DUI), por desatar “un conflicto de amplio apoyo ciudadano”, orientado a “generar inestabilidad política y económica” para forzar al Gobierno a negociar una separación o un referéndum pactado.

La declaración unilateral de independencia “generará un conflicto que bien gestionado puede llevar a un Estado propio” porque, según los investigadores, “el Estado español no reconocerá el derecho a hacer un referéndum pero si lo ve todo perdido lo hará hacer para que lo perdamos”.

Los líderes de la ANC y Omnium en el organigrama

El informe de la Guardia Civil dice que el citado documento establece dos comités, uno estratégico y otro ejecutivo. El comité estratégico, según la Benemérita, define los grandes objetivos y una misión esencial: la independencia de Cataluña.

Del mismo forman parte el presidente y vicepresidente de la Generalitat, los presidentes y portavoces de los grupos parlamentarios independentistas y los presidentes y vicepresidentes de las entidades soberanistas: ANC, Omnium Cultural y la Asociación de Municipios Independentistas, “recordando aquí -dice el texto- las figuras de Jordi Sánchez Pincayol y Jordi Cuixart Navarro, quienes se encuentran en una posición decisoria similar a la de Carles Puigdemont y Oriol Junqueras”.

“Como vemos en ese organigrama -continúa el relato de la Guardia Civil- las figuras de Jordi Sánchez y Jordi Cuixart se encardinan en el diseño estratégico en tanto que Josep Lluis Trapero lo haría en la ejecución del plan“.

Acreditado el incumplimiento de los Mossos

La Guardia civil acusa ante la Audiencia Nacional a los Mossos d’Esquadra de mantener en el mejor de los casos una “actitud pasiva” ante la concentración de un elevado número de personas frente a los centros en los que se desarrolló el referéndum ilegal del pasado 1 de octubre.

En algunos casos los mossos evitaron intervenir cuando los agentes del instituto armado eran agredidos “llegando incluso a increpar a algunos de los agentes” en otras ocasiones.

La Guardia Civil sitúa dentro del “liderazgo” en el asedio a sus agentes durante el registro a la Conselleria de Economía el pasado 20 de septiembre a los portavoces de ERC en el Congreso, Joan Tardà y Gabriel Rufián, junto a los líderes de la Asamblea Nacional Catalana y de Òmnium, Jordi Cuixart y Jordi Sànchez.

La Benemérita ha analizado varias grabaciones pedidas a medios de comunicación de la concentración que se produjo a las puertas de la Conselleria de Economía.

De esas grabaciones, la Guardia Civil extrae varios fotogramas en los que se ve a Sánchez y Cuixart encima de un coche oficial del instituto armado rodeado de gente y “megáfono en mano”, y otro en el que se aprecia cómo Sánchez se dirige “a la multitud pidiendo a un grupo de su gente que vaya a la Gran Vía para cortarla”. En otro fotograma aparece Joan Tardá dirigiéndose a los congregados y también se refleja uno de Gabriel Rufián con un megáfono “animando a la multitud”, 

La Guardia Civil ha vuelto a criticar la actuación de los Mossos ese día 20, ya que pidieron su ayuda sobre las diez de la mañana, requiriéndoselo a la Intendente de Mossos Teresa Laplana, sin que no fuese hasta las dos y media de la tarde cuando se presentó un responsable para valorar la situación.

Los Mossos comunicaron a la Guardia Civil que “no podrían hacer mucho” para proteger a la comisión judicial que se llevó detenido al alto cargo de la Generalitat Xavier Puig, una evacuación en la que se llegó a temer por “la integridad física” de los agentes del instituto armado.

Asegura, en el informe, que “esa inacción de Mossos no es arbitraria sino que se corresponde al papel que ese cuerpo policial juega en la estrategia hacia la independencia como brazo ejecutor de las tareas que le encomienda el comité estratégico, en el que Sánchez y Cuixart tienen un papel trascendental”.

Mossos que llevaron urnas a los colegios

El atestado que elaboró la Guardia Civil sobre los hechos ocurridos en Cataluña el pasado 1 de octubre durante el referéndum independentista acredita que los Mossos d’Esquadra incumplieron la orden del Tribunal Superior de Justicia de Catalunya (TSJC) de clausurar los centros de votación y por eso tuvieron que intervenir la Policía Nacional y la Benemérita.

Por ello, el Instituto Armado deduce en su informe que “no existía ninguna voluntad de cumplir con la orden” de la magistrada del TSJC y que, “siendo tan generalizada la actuación, debían existir órdenes que obligaran a los Mossos a no intervenir”, unas “instrucciones o pautas de actuación derivadas de la cadena de mando y que encontrarían su último eslabón en el mayor Josep Lluis Trapero”.

Los mensajes a través de Twitter, decisivos

La Guardia Civil ha analizado también los mensajes publicados por las cuentas oficiales en Twitter de los presidentes de la Asamblea Nacional Catalana (ANC), Jordi Sánchez, y de Omnium Cultural, Jordi Cruixat en las horas anteriores al pasado 1 de octubre.

Según la Guardia Civil, dichos mensajes tuvieron “un papel decisivo en el mantenimiento de la resistencia por parte de los congregados en los diferentes puntos de votación”. Los mensajes se usaron como medio para convocar a la población a mantener los lugares marcados como colegios electorales abiertos en los días previos al referéndum ilegal.

El informe de la Benemérita añade que el propio 1 de octubre esas mismas cuentas realizaron llamadas a los participantes en el mismo animándolos a permanecer en los colegios y presentar resistencia a las actuaciones policiales encaminadas a impedir el referéndum, todo ello de forma posterior a la emisión del auto del TSJC en que se ordenaba a la Guardia Civil, Policía Nacional y Mossos que impidiesen la utilización de locales o edificios públicos para preparar o celebrar la consulta.

Además se sucedieron durante días “con pleno conocimiento de que contravenían lo ordenado por los diferentes tribunales, y continuaron una vez que las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad tuvieron que aplicar la fuerza ante la resistencia mostrada por los congregados en los diferentes colegios electorales”, añade la Guardia Civil.

Valencia noticias Noticias de Valencia, Castellón y Alicante Periódico, prensa digital valenciano, Noticies en Valencià, noticias nacionales e internacionales.

Leave a Reply

Your email address will not be published.