El San Pío V repasa tres siglos de moda

El Museo de Bellas Artes de Valencia acoge la exposición ‘Moda ¿Octavo arte? Arte e indumentaria de la Revolución francesa a la Belle Epoque’ que podrá visitarse hasta el próximo enero de 2014. Con ella el San Pío V repasa tres siglos de moda a través de sus fondos pictóricos y la colección de indumentaria de Victoria Liceras.

La mosca, de Cecilio Pla
image-2409
La exposición recorre, a grandes trazos, la figuración humana desde el final del siglo de las luces hasta los supuestamente felices años entre las dos guerras mundiales. Este recorrido se hace a través de dos universos paralelos, el de las artes plásticas y el de la moda. El primero, con artistas con nombre propio como Agustín Esteve, Vicente López, Zacarías González Velázquez, Vicente Rodés, José Madrazo, Salvador Martínez Cubells, Antonio Cortina, Ignacio Pinazo Camarlench, Emilio Sala, José Benlliure, Joaquín Sorolla, Cecilio Pla, José Mongrell, José Pinazo o Amadeo Roca; en el segundo los trajes de la excepcional colección de Victoria Liceras permitirán observar obra de creadores anónimos hasta el principios del siglo XX cuando empieza a hablarse de trajes de Fortuny o de Paul Poiret.

La exposición refleja la evolución de la indumentaria, especialmente los cambios de la silueta femenina, desde el encorsetado siglo XVIII, la liberación del estilo imperio durante la primera quincena del siglo XIX, o la vuelta del corsé durante el romanticismo y hasta casi el final del siglo.

La influencia de grandes figuras femeninas decimonónicas como la emperatriz Sissi o Eugenia de Montijo es patente en la indumentaria de la segunda mitad del siglo XIX.

El final de esta centuria supone el comienzo de la definitiva liberalización de la mujer con el incipiente acortamiento de las faldas e incluso el corte del pelo, hasta entonces impensable.

En total 24 pinturas y 4 esculturas de autores en su mayoría valencianos dialogan con más de una veintena de trajes entre los que destaca un modelo de Fortuny de 1910.

La muestra incluye también accesorios relacionados con la moda, además de objetos tecnológicos y mobiliario que contextualizan arte e indumentaria de forma que se muestra no sólo el modo de vestir sino también el pensamiento de la época. Así junto a complementos como abanicos, sombrillas, zapatos, joyas o sombreros que podrían haber perteneneido a la aristocracia valenciana se pueden ver algunos guiños al nacimeinto de la fotografía o el cine además de una máquina de coser.

Mª VICTORIA LICERAS
image-2410

Este periodo histórico representa un momento muy importante para comprender el estilo de vida contemporáneo, ya que representa una ruptura con la indumentaria tradicional y el comienzo de la moda tal y como la conocemos hoy en día.

El surgimimiento de los primeros modistos que firmaron sus diseños como Fortuny o Poiret, la revolución industrial en el siglo XIX que permitió a las clases más populares acceder a la moda, hasta la liberalización de la mujer que en los años ’20 enseña por primera vez las pienas con la creación de la minifalda, son algunos hitos que a través de esta exposición se podrán reconocer.

Los pintores todos ellos valencianos así como los trajes procedentes de la burguesía o aristocracia valenciana permiten además comprender a la Valencia del momento y el lugar que ocupaba también en el panorama internacional.

Entre las piezas más destacadas de la exposición hay 10 obras que han sido restauradas entre las cuales 9 son inéditas recuperadas gracias a esta exposición para el patrimonio valenciano. Las más importantes son una Antonio Cortina i Farinós y otra de Vicente Borrás Mompó, aunque de autores anónimos el resto son piezas de mucha calidad.

Junto a esta obra la muestra incluye numerosas curiosidades y guiños a la época con piezas simbólicas como la bailarina de Beltrán Grimal, ejemplo de la mujer libre, una obra que casi nunca se ve.

Fortuny y Poiret

Mariano Fortuny y Madrazo (1871-1949), hijo del pintor y pintor él mismo, inventa un tipo de brocado impreso que imita los terciopelos labrados de los siglos XV y XVI, diseñando además vestidos y ropa teatral con ellos. Las grandes damas parisinas suspiraban por “les robes Fortuny”, como cuenta Marcel Proust en su novela ‘En busca del tiempo perdido’. Inventa también un tipo de plisado sobre finísima seda, con el que ejecuta su famoso vestido Delphos, parecido a una clámide clásica.

Paul Poiret (1879-1944), libera a la mujer del corsé, y es para muchos, frente a Christian Dior, el Picasso de la moda. Luego vendrán Elsa Schiaparelli, Cocó Chanel y el mismo Dior, los modistas ya tenían nombre.

Desfile de moda

Con motivo de la exposición el Museo de Bellas Artes en colaboración con la Asociación de Diseñadores de Moda, DIMOVA, y la Asociación de Amigos del Museo han organizado un desfile esta tarde a partir de las 19 horas con modelos de algunos de los grandes diseñadores en la actualidad. Una actividad que completa la muestra en su recorrido por el siglo XX y cierra los tres siglos de moda.

Algunos de los participantes serán Amparo Chordá, Dolores Cortés, Carlos Haro, Hannibal Laguna, Juan Andrés Mompó, Francis Montesinos, Paco Roca, Presen Rodríguez, Miquel Suay y Javier Villajos.

El Péndulo de VLCNoticias

Valencia noticias Noticias de Valencia, Castellón y Alicante Periódico, prensa digital valenciano, Noticies en Valencià, noticias nacionales e internacionales.

Leave a Reply

Your email address will not be published.