El Instituto del Pie desaconseja a las falleras usar zapatos con tacones de más de tres centimetros